MARIHUANA: Santos: El mundo debe debatir política antidroga

  /THE ASSOCIATED PRESS
Los presidentes de izq. a der., Felipe Calderón de México; Sebastian Pinera de Chile;Juan Manuel Santos de Colombia y Ollanta Humala, de Perú, unen sus manos después de la XXII Cumbre Iberoamericana celebrada el fin de semana pasada en la ciudad española de Cádiz.

BOGOTÁ, Colombia – El Presidente Juan Manuel Santos urgió el miércoles, 21 de noviembre, que se comience a debatir la política mundial de combate a las drogas porque, entre otros puntos, adujo que mientras dos estados de Estados Unidos legalizan la marihuana, en Colombia se penaliza a los cultivadores.

Santos pronunció en un discurso en una escuela policial al sur de la ciudad, en el que dijo que espera que para marzo o abril esté listo un estudio de la Organización de los Estados Americanos (OEA), encargado a ese organismo por los mandatarios del hemisferio en la pasada VI Cumbre de las Américas, celebrada en abril en Cartagena, Colombia.

Por otra parte, en la pasada XXII Cumbre Iberoamericana celebrada el fin de semana en la ciudad española de Cádiz, “oímos a países angustiados, allá en Cádiz; países centroamericanos que están siendo vulnerados, atacados por el crimen organizado, financiado por el narcotráfico, y pidiendo cada vez más cooperación, más ayuda”, recordó el mandatario.

“Después de ordenar el estudio (a la OEA), en las últimas elecciones en Estados Unidos, en dos estados se votó por legalizar el consumo de la marihuana. ¿Qué va a suceder con unos estados donde el consumo de drogas, el consumo de marihuana, esté legalizado, y aquí en Colombia o en otro países estemos penalizando a los campesinos que siembran la marihuana? Por eso es tan urgente iniciar, después de recibir los resultados de ese estudio, esta discusión (a nivel mundial)”, dijo Santos.

Y “mientras decidimos una alternativa, mientras se toma una decisión, lo que nos queda absolutamente claro, a Colombia, a ustedes, los miembros de la Policía que están en la primera fila en la lucha contra el narcotráfico, es que nosotros no podemos bajar la guardia un solo instante, porque sigue siendo el narcotráfico la fuente de financiación de los grupos violentos que le traen tanto desasosiego a nuestra sociedad”, dijo Santos.

Aunque el gobernante se ha mostrado abierto a debatir la actual política de combate a los narcóticos, no ha dicho claramente si él y su gobierno estarían a favor de una eventual legalización de la marihuana o de otras drogas consideradas duras como la cocaína y la heroína.

En Colombia “tenemos que seguir avanzando. Nosotros tenemos que seguir golpeando cada eslabón de la cadena que hemos identificado en la lucha contra el narcotráfico, porque es parte fundamental de nuestra estrategia y de nuestra política de seguridad. En eso que no quepa ninguna duda”, destacó.

“Mientras el mundo no decida lo contrario, nosotros nos mantendremos, con toda la contundencia y con toda la decisión...en la lucha contra el narcotráfico”, enfatizó el presidente.

Los estados de Washington y Colorado aprobaran la legalización de la marihuana para uso recreativo en sendas consultas populares el pasado 6 de noviembre.

Un funcionario estadounidense destacó en Washington en que no veía “ni remotamente” que otros estados norteamericanos tomaran medidas con otras drogas.

“Encuentro un tanto inusual que la gente en algunos países del hemisferio sientan que de pronto nosotros hemos renunciado a nuestros esfuerzos antinarcóticos porque dos estados votaron por la legalización de la marihuana”, indicó el funcionario, quien habló a condición de no ser identificado para conversar de manera más abierta sobre temas sensibles.

Pero “esto es un debate que se esta haciendo cada vez mas real en Estados Unidos, pero también uno que debemos tener con nuestros vecinos. Es una conversación que tenemos que tener”, agregó.

México y tres países de Centroamérica – Belice, Costa Rica y Honduras – también han pedido a la OEA que analice el impacto en la región Latinoamérica, la gran proveedora de drogas, de la legalización de los dos estados norteamericanos, el país que es el mayor consumir.

El mandato a la OEA por parte de los presidentes del hemisferio en la cumbre, dijo Santos, “fue un mandato claro, un mandato donde se le dijo: elabore un estudio con diferentes escenarios, basado en información científica, en información objetiva, para que nosotros, es decir, los mandatarios, los países, tengamos los suficientes elementos de juicio para evaluar si la lucha contra el narcotráfico, la lucha contra las drogas que hemos venido desarrollando en estos últimos 40 años, desde que Naciones Unidas le declaró la guerra a las drogas, si lo estamos haciendo bien, si podemos hacerlo mejor o si hay alternativas, alternativas más eficaces y menos costosas”.

Colombia es el primer país del mundo en hectáreas cultivadas de coca, materia prima de la cocaína, con al menos 64,000 hectáreas para el 2011, datos más recientes de las Naciones Unidas.

El corresponsal de Associated Press, Luis Alonso, en Washington, contribuyó a esta información.