MORENO VALLEY: Foro federal se enfoca en discriminación en préstamos

RODRIGO PEÑA/THE PRESS-ENTERPRISE/ARCHIVO
Un foro del Departamento Federal de Agricultura ha establecido un fondo para compensar a granjeros que fueron discriminados por ser minorías. El 16 de enero 2013 hubo un foro público en Moreno Valley.

Alveda Laster recuerda como solicitó préstamos federales en repetidas ocasiones durante los 80’s y 90’s para la granja de más de 200 acres que comparte con más de 100 miembros de su familia.

Laster, de 74 años, dijo que el préstamo le fue negado en cada ocasión. Otros afroamericanos y mujeres, blancas o negras, tampoco fueron aprobados, comentó. Pero los hombres blancos típicamente recibían los préstamos.

Laster fue una de cerca de 25 personas que asistieron al foro de Moreno Valley el miércoles, 16 de enero para aprender más sobre el programa federal para resolver reclamos por discriminación a mujeres y granjeros latinos.

El Departamento Federal de Agricultura ha establecido un fondo de más de $1,300 millones para pagos en efectivo y compensaciones, y $160 millones en pagos de deudas para granjeros hispanos y mujeres que puedan demostrar que fueron discriminados entre 1981 y el 2000.

Los granjeros que reciben dinero del fondo deben acordar no presentar demandas legales contra el gobierno. El Departamento de Agricultura ha documentado años de préstamos negados, retrasados o reducidos para latinos, mujeres, afroamericanos y nativoamericanos.

El gobierno previamente llegó a un acuerdo en una demanda grupal presentada por decenas de miles de granjeros afroamericanos y nativoamericanos.

El foro del jueves en la oficina de la Agencia de Asuntos Agrícolas del Condado de Riverside es el más reciente en una serie de talleres organizados por la agencia a nivel nacional para explicar el proceso de reclamos por discriminación. Una reunión similar se llevó a cabo en Indio en el 2011.

“Quieren superar la discriminación”, comentó Nathan Maragoni, director de distrito para la agencia, y quien condujo desde Bakersfield para contestar preguntas en la reunión.

Además de Laster, al menos dos mujeres que asistieron al foro – una de la cuales tenía una granja en Hemet, y la otra en Redlands – dijeron que pensaban presentar reclamos. Ellas declinaron ser identificadas.

La granja de la familia Laster se encuentra en Arkansas, y Alveda Laster se encontraba visitando a parientes en el área del Inland cuando escuchó sobre el foro. Más de la mitad de las personas del foro eran miembros de la familia de Laster.

La hija de Laster, Velinda Laster, de 56 años y residente de Riverside, era una de ellas. Ella comentó que cuando los préstamos fueron negados, ella fue afectada al igual que los demás propietarios de la granja porque la familia se vio obligada a obtener préstamos privados más caros que redujeron sus ingresos.

Alveda Laster dijo estar convencida que fue víctima de discriminación como mujer y como afroamericana porque la granja de soya, arroz, trigo y algodón de la familia era exitosa y aun así no pudo conseguir préstamos para conseguir nuevo equipo y sistemas de irrigación.

“Cada vez que solicitábamos un préstamo, nos decían que ya no había dinero”, finalizó.