PERRIS: Nueva subvención permitirá la ampliación de programa de educación preescolar

FRANK BELLINO/THE PRESS-ENTERPRISE
Patricia Crisanto trabaja con Ray 'Lah Harrison en el Centro de Rob Reiner para la educación de la primera infancia en Perris.
1 de 2 Next Image

En el centro Rob Reiner Children & Families de Perris, el año escolar recién va en marcha para algunos niños de 3 años.

El centro acaba de inaugurar el programa de educación preescolar, gracias a una nueva subvención del First 5 Riverside. Los estudiantes, que empezaron el año escolar en enero, están aprendiendo los colores y las letras del alfabeto junto a habilidades de comprensión de lectura que les ayuda a prepararse para la escuela.

“Intentamos facilitar la transición entre la educación preescolar y el kindergarten”, dijo Carol Jimenez, directora del centro.

El centro Rob Reiner opera bajo el Distrito escolar de primarias de Perris, y alberga una variedad de programas para niños en los primeros años, incluyendo programas preescolares para niños de 4 años y cuidado infantil, financiados por el estado de California. El nuevo programa de educación preescolar está abierto para los niños cuyas familias llenen los requisitos de elegibilidad, incluyendo ingreso.

El centro es uno entre varias agencias del condado de Riverside que reciben fundos a través de First 5 Riverside y su iniciativa de $24 millones para cuidado infantil, y el acceso a educación de calidad. La meta es de impulsar el acceso a ambos, el cuidado infantil y la educación preescolar, al aumentar la capacidad y mejorar la calidad del cuidado, dijo Harry Freedman, Director Ejecutivo de First 5.

Junto con el dinero para proveer programas, los que reciben la subvención pueden obtener ayuda financiera para impulsar la calidad de sus programas, tales como más entrenamientos o educación para su personal. La subvención vence en junio del 2016.

El impulsar el acceso y la calidad de cuidado infantil y programas de educación preescolar mejorará la calidad de vida de los niños en la comunidad, dijo Freedman. Los estudios muestran consistentemente que los niños que asisten a cuidado infantil y programas de educación preescolar de calidad se desenvuelven mejor en la escuela y en sus vidas de adultos, agregó Freedman.

Los fondos para First 5 provienen de la Proposición 10, un impuesto sobre el tabaco que está designado para programas de salud y educación para niños desde el nacimiento a los 5 años.

Numerosos distritos escolares, agencias sin fines de lucro, y negocios de cuidado infantil privados a través del condado de Riverside recibieron fondos de esta iniciativa, dijo Freedman.

Para el centro Rob Reiner, la llegada de la nueva subvención, que empezó en enero, no pudo ser mejor. En diciembre, los fundos se acabaron para un programa que tenía 10 años para niños de 2 años y sus padres. El centro entregó notificaciones de despido a media docena de su personal.

El centro también hizo recortes en su programa de educación preescolar financiado por el estado e hizo despidos debido a los recortes en el presupuesto estatal en los últimos años, dijo Jimenez.

La nueva subvención le permitió al centro abrir 4 clases de educación preescolar, 2 por la mañana y dos por la tarde, y ofrecer servicios a 80 niños adicionales de los 3 años en adelante.

El distrito escolar pudo rescindir los seis avisos de despido que había entregado recientemente, y recontratar a un miembro del personal que fue despedido durante una ronda previa de recortes, agregó Jimenez.

Patricia Mendoza dijo: “Somos muy afortunados” de recibir la subvención. Ella es una empleada con seis años de servicio en el centro, una de las que enfrentaba el despido, y dijo que se sentía bendecida de poder continuar trabajando en el centro. También dijo que adora la interacción diaria con los niños, quienes durante sus clases cantan, juegan en centros de actividad, y aprenden habilidades básicas de lectura y matemáticas.

“Nunca sabes lo que te van a decir”, dijo Mendoza. “Estoy muy contenta de estar de regreso”.